Steve Balmer, CEO de Microsoft expresó su decepción en la ejecución de Windows Mobile 7 en una conferencia en el Venture Capital Summit en Mountain View, California, el día de ayer.

Luego de esto, Balmer habló a Tech Crunch y reiteró que la compañía no patrocinará la creación de un teléfono marca Microsoft como se ha venido especulando.

Balmer dijo que la industria móvil es demasiado grande y no crea nichos de oportunidad en que un producto de marca, como el Zune de Microsoft pueda tener éxito.

Vía