La compañía checa Verzo no ha destacado en un buen tiempo, pero ha hecho una movida con la que esperan reactivarse. Han lanzado el Verzo Kinzo, un nuevo smartphone con Android.

Cuenta con una pantalla TFT de 4.3 pulgadas, procesador OMAP de 1GHz, 512MB de RAM, cámaras frontal VGA y trasera de 5 MP, batería de  1530 mAh y tarjeta SD de 8GB. Todo dentro de un dispositivo que pesa unos 155 gramos.

Como ya mencionamos, ejecuta Android, aunque con una interfaz de usuario de nombre “Verzo GUI“. Al comprarlo llega equipado con un cargador de coche, adaptador AC, estuche de cuero y auriculares estéreo.

Un dispositivo que tiene su toque elegante y, aunque con muchos equipos superiores en el mercado, es sin duda aceptable.

Fuente: Verzo Kinzo: Another Android to Be (Android Authority)